Existen ciertos días en que te sientes especialmente orgulloso de ser un defensor de los derechos de los animales. Hoy es uno de ellos. 

Los Institutos Nacionales de la Salud (NIH) acaban de anunciar que están cortando el financiamiento a la abrumadora mayoría de invasivos experimentos en chimpancés. Están también retirando al menos 310 de los 360 chimpancés de propiedad federal quienes están actualmente en laboratorios e irán hacia santuarios. El director de NIH, el Dr. Francis Collins, anunció la noticia esta mañana durante una llamada, declarando que “Los chimpancés son animales muy especiales… Creemos que merecen una consideración especial”. Sabemos que algún día, su sucesor a futuro dirá lo mismo de los ratones también, pero por ahora, ¡la barrera de la especie ha sido quebrada!

Los Estados Unidos han estado realizando experimentos en chimpancés durante más de 90 años, y vergonzosamente, somos el último país en el mundo industrializado que lo sigue haciendo. Pero estamos cambiando esto. Casi un cuarto de siglo atrás, PETA publicó una desgarradora filmación en vídeo tomada dentro de un laboratorio en donde se reveló que los chimpancés sufrían miserablemente, encerrados dentro de pequeñas jaulas de acero totalmente aislados, exhibiendo signos de demencia, mientras se sacudían incesantemente dentro de jaulas oscuras. La gente estaba legítimamente indignada, y lo sigue estando.

PETA, nuestros seguidores, y otros defensores de los animales, han presionado consistentemente al gobierno y a las corporaciones para que terminen con los crueles experimentos en chimpancés. El Dr. Collins informó que NIH recibió más de 12.500 comentarios públicos acerca de este tema, la mayor parte siendo enviados sin duda por dedicados seguidores de PETA y otros defensores de los animales.

Además de la victoria proclamada por la decisión de NIH, el Servicio de Pesca y Vida Silvestre de los Estados Unidos (FWS) acaba de emitir una propuesta para categorizar a los chimpancés en laboratorios, en “peligro de extinción”, al igual que los chimpancés en la naturaleza ya lo están, lo que efectivamente prohibiría su utilización en cualquier experimento invasivo, si la propuesta es aceptada.

No nos detendremos hasta que el último chimpancé sea liberado, por supuesto. PETA continuará abogando por la liberación de los chimpancés restantes encerrados en laboratorios en los que, como NIH declaró hoy, pueden aún estar apiñados en cajas de acero de 5 pies por 5 pies y usados en experimentos invasivos.

Mantengamos el impulso. Tú puedes ayudar a sacar a todos los chimpancés de los laboratorios enviando comentarios al FWS solicitándole la finalización de su propuesta de clasificar a todos los chimpancés, incluyendo a los cautivos, en peligro de extinción.

Sigue a PETA LATINO y entérate de como puedes ayudar en esta lucha por el trato ético de los animales: Facebook, Twitter y www.petalatino.com

 


¡LEE OTRAS NOTICIAS!